El informe más personal que publicamos, el índice de ciudades de la Sociedad Conectada

El otro día me dirigía a correr por Reforma, una de las principales calles de Ciudad de México, y la cual está cerrada al tránsito vehicular todos los domingos por la mañana. Me iba a acompañar una amiga, pero es asmática y no puede correr si la calidad del aire es pobre. Antes de salir, ella revisa la calidad del aire en este sitio. Me envió un mensaje que decía “Espera, el sitio no está cargando debido al intenso tráfico”.

En resumen, esto describe la historia de Ciudad de México, puesto 27 en nuestro índice de ciudades de la Sociedad Conectada de 2016. El informe mide 41 ciudades, según su desempeño en el desarrollo urbano sustentable y madurez de las TIC.

Ciudad de México ha subido de posición en éste índice, elaborado por Ericsson desde el 2011, y en el cual ocupamos el puesto 30 en el 2014.El ascenso se debe al incremento en la madurez de las TIC, cuyo valor se basa en variables con tres categorías: infraestructura, asequibilidad y uso. En la última categoría, se incluye el uso de la tecnología, el uso individual y el uso público y comercial. Aquí, la accesibilidad a puntos de acceso es excelente, pero la verdad es que solamente uso mi suscripción 3G. Y en casa, debido a que el edificio residencial se encuentra conectado por fibra, nuestra familia es inusual en Ciudad de México.

¿Se dieron cuenta de que utilicé “nosotros” refiriéndome a Ciudad de México? Esta es la razón por la cual en el título de este post, denominé este informe como el más “personal”. El lugar en donde vivimos nos afecta en todas las formas. Yo crecí en Seattle, la ciudad que ocupó el primer lugar de las “ciudades más habitables”, por muchos años durante mi juventud. ¡Me sentía muy orgullosa de eso! Creo que uno siempre es del lugar en donde nació. Del mismo modo, veo cómo Ciudad de México avanza en este ranking y pienso: “¡Sí!, este es mi lugar.” Incluso en un hogar adoptado, una ciudad nos moldea, nos enseña a movernos en lugares grandes o pequeños, nos presenta a los vecinos, nos enseña sobre lo que es cultura o entretenimiento, dependiendo de lo que esté disponible a nivel local, o de lo que ocurra al recorrer la ciudad. Como se indica en el índice de ciudades de la Sociedad Conectada: “La mayor parte de la población mundial vive en ciudades… por ello, las ciudades son vitales para resolver grandes desafíos sociales, ambientales y económicos”.

En este informe las ciudades también se miden mediante el triple resultado: Dimensión social, económica y ambiental. El informe lo denomina “TBL”, pero prefiero recordarlo como personas, beneficios y planeta, por aquello del del lado positivo para el mundo.. México tiene un consumo de energía relativamente bajo, al igual que una baja producción de desechos per cápita. . También cuenta conun conveniente y sustentable sistema de metrobuses que nos traslada por otra de las principales vías de la ciudad. Desde una perspectiva negativa para las personas, el informe indica que el desempeño de México en la dimensión social es débil debido al bajo número de ciudadanos que tienen acceso a la educación secundaria; a la relativamente alta tasa de mortalidad infantil y al alto índice de homicidios. Si bien nunca he sentido que mi seguridad personal peligrara mientras he vivido aquí, siempre hemos sido cautelosos y conscientes de la peligrosa reputación de la que la Ciudad de México no se puede librar.


Para regresar al tema de mi recorrido del domingo: En este caso le daría altas puntuaciones a las personas y al planeta. La Ciudad de México vela por sus ciudadanos al cerrar una de las calles principales los domingos para abrirla a corredores, peatones, ciclistas, patinadores y a aficionados del deporte. Otro punto a favor de los ciudadanos, es que la ciudad es transparente con respecto a sus medidas de calidad de aire. El vínculo anterior pertenece a una organización mundial, pero hay pantallas en distintas partes de la ciudad que indican con barras de colores la calidad del aire. Desafortunadamente, esto me obliga a admitir que le resta puntos en el ambiente, ya que últimamente, ha habido muchos días “rojos”. Soy consciente de que mis vecinos en Ciudad de México creen que es importante mejorar en todos estos puntos.

Sin embargo, ese domingo tuvimos una buena lectura de la calidad del aire, y mi amiga y yo, disfrutamos de un recorrido soleado y espléndido en nuestra amada jungla urbana.

Escrito por Dodi Axelson
Dodi Axelson es responsable de las comunicaciones internas para Ericsson Región América Latina y el Caribe. Con base en la Ciudad de México, dirige un equipo que cubre 53 países y comparte a los empleados las novedades que van desde la estrategia de la empresa a las últimas innovaciones de telecomunicaciones. Ella ha estado haciendo importantes preguntas desde que comenzó su carrera periodística en NewsRadio en Seattle, Washington.

Commenting rules

Comments

You must accept cookies to be able to make a comment.